Dia 27 de Febrero a las 18:30 horas en la Biblioteca Publica de Caceres C/ Alfonso IX, 26
Ponente: Javier Gonzalez


Los resíduos radiactivos de alta actividad, es decir, el combustible gastado de las centrales nucleares, son los materiales más peligrosos que ha existido sobre la tierra. De hecho, desaparecieron hace más de 3500 millones de años, antes de que aparecieran las primeras forma de vida. Después de 50 años de industria nuclear, sigue sin haber solución para ellos: no se pueden reciclar ni destruir y cualquier tipo de almacenamieno ha resultado insatisfactorio.
Sin embargo se siguen produciendo en el interior de los reactores de las centrales nucleares, que albergan todo el combustible gastado en piscinas anexas al reactor en los 436 que aún quedan en el mundo.
Las centrales españolas ya están viendo en algunos casos sus piscinas llenas o a punto de llenarse en otros. De ahí las prisas y la “necesidad” de una construcción, el ATC,  que les quitará el problema de encima para pasarselo a una empresa pública, ENRESA.
No puede haber solución aceptable a los resíduos de alta mientras se sigan produciendo de manera irresponsable. Por ello es necesario previamente un calendario de cierre de las centrales nucleares.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*